Mi semana 4 de embarazo

Hola!!!!

Voy a intentar hacer una entrada cada semana para contaros qué tal evolucionamos, así que empezamos por la primera semana, mi semana 4 de embarazo.

La verdad es que tenía un lío hecho con esto de las semanas increíble, así que os pido que me confirméis que estoy en lo cierto. La semana 4 de embarazo es la que empieza dos semanas después de la punción, no??

Bien, esta semana comenzó maravillosamente porque el día anterior me había hecho la primera beta que me dio 343 (aquí tenéis la entrada) y pude confirmar el embarazo con la beta de 964 (aquí) justo en la semana 4+3.

Náuseas y mareos:

A lo largo de esta semana noté náuseas y mareillos, sobre todo cuando hacía mucho calor. Hubo un día que me desperté antes de las 7 a hacer pipí y ya no me pude dormir porque me empecé a marear. Me bebí un vasico de agua y nada, así que me tomé la pastilla del tiroides para desayunar rápido, pero no lo hice bien porque me comí un plátano para salir a sacar a la perra y luego desayunar mejor y me sentó fatal.

A final de la semana 4  ya conseguí llevar bastante bien controlados los mareos y las náuseas cuando estaba en casa, porque me dan por la mañana y la tarde y tengo todo el tiempo del mundo para organizarme las comidas y el descanso porque estoy de vacaciones, pero si salgo ahí ya me cuesta más, con el calor me mareo bastante y me dan como bajadillas de azúcar que me hacen necesitar beber y comer algo.

Pechos:

He notado un poquillo más de molestia un día que coincidió con un ligero crecimiento de los pezones, pero mínimo, no es algo para llevarse las manos a la cabeza. Es curioso que cuando duermo no me molesten los pechos y, sin embargo, cuando estoy despierta cojo posturas que me molestan.

Flujo:

No estoy notando un flujo exagerado ni nada de eso, de vez en cuando siento grandes descargas pero nada súper llamativo, lo que sí he notado es que cuando voy a hacer pipí pasan un par de minutos y es cuando cae más flujo. Esta es la razón por la que me cambio unas 3 veces de bragas al día, no me estoy poniendo salvaslips porque estoy casi todo el tiempo en casa y prefiero usarlos cuando no tenga más remedio.

Sueño: 

¿No se supone que la progesterona y el embarazo dan sueño?? Pues conmigo nada, me cuesta dormir por las noches pero lo que peor llevo es que casi no duermo siesta!!!!! Y eso no puede ser porque ahora debería descansar cual marmota, pero no, se ve que mi cuerpo lo está dejando todo para cuando empiece a trabajar y me toque pegarme los madrugones, jajaja.

Olfato:

El día de la beta oficial comencé a notar el olfato más desarrollado. He de decir que de por sí yo tengo un olfato de perrilla pero ese día me dí cuenta de que la calle por la que siempre paseo a mi perra olía demasiado a pipí. El resto de la semana he notado más asquete a los olores de los productos químicos.

Calor:

Los días que consigo dormir la siesta me despierto chorreando de calor y eso que duermo con el aire acondicionado, pero es que me entran unos sofocos grandísimos. Parte de esta sensación de calor es la que hace que me maree más.

Nervios:

¿Qué contaros de la ecoespera? Pues que se juntan nervios, miedos, incertidumbre, alegría… Hay momentos en los que me vengo abajo, no puedo evitarlo, sobre todo cuando note que me cae mucho flujo y no estoy en casa, puffff, me pongo regular porque no sé qué es. Hay ratos en los que me relajo, cuando noto síntomas, y ahí pienso que todo va bien, pero se hace tan laaaaaaarga la espera…

Sentimientos:

Me he dado cuenta de que me molestan muchas cosas, comentarios, acciones… y estoy un poquito porculera.

Dolores de regla:

Sigo notándolos de vez en cuando, pero ya no tan fuertes como al principio. También siento pinchacillos por la zona del bajo vientre.

Pipí:

Hubo un día, antes de la beta oficial, en el que sí noté más pipí del normal pero era porque estaba nerviosa. Me he despertado algunos días de madrugada para hacer pipí, pero todo controlado.

Barriguita:

Me hice una foto al comienzo de la semana 4 para ir viendo la evolución. He de decir que he notado tironcillos en los laterales de la barriga y que me ha crecido a lo largo de la semana, pero cuando digo crecido, digo bastante. Mi hermano dice que es porque retengo muchos líquidos, Veleta que es porque se tiene que hacer grande para que haya espacio para los dos luceros, y yo que imagino que es una mezcla de todo: medicación, gases, útero agrandado, líquidos, etc.

Cansancio:

No estoy más cansada de lo habitual, pero debe influir que estoy de vacaciones porque cuando he tenido que salir de casa al médico y/o a hacer recados, llego un poquillo cansada.

 

Creo que no se me escapa nada de esta semana de embarazo. Ya queda una semanita menos para la eco. Qué ganas tengo de que salga todo perfecto y os lo cuente.

¿Cómo os encontrasteis vosotras a lo largo de la semana 4?

Un besico!!!!